Proyecto Copérnicus

proyecto copernicus

Fuentes consultadas: Copernicus / MAPAMA.

 

El programa Copernicus está cada vez más cerca de su objetivo. La Agencia Espacial Europa (ESA) ha lanzado este miércoles 25 de abril el Copernicus Sentinel-3B, cuyo fin es aumentar la cobertura y la entrega de los datos, este es el segundo satélite puesto en órbita después de Sentinel-3A.

¿Qué es el proyecto Copernicus?

COPERNICUS es un proyecto en conjunto de la Comisión Europea y de la Agencia Espacial Europea cuyo fin es construir un sistema autónomo de monitoreo de la tierra para observar los cambios que se producen en ella e intentar entender y buscar soluciones a las consecuencias del cambio climático. Para logar este fin se implementa el uso tecnologías como satélites y sistemas in situ (sensores locales), Copernicus pretende ayudar a la protección del medio ambiente, el bienestar y seguridad de los ciudadanos.

El proyecto copernicus tiene 6 áreas temáticas: Vigilancia atmosférica, Vigilancia ambiental marina, Vigilancia Terrestre, Cambio climático, Gestión de emergencias y Seguridad. Contribuyendo de manera clara con una valoración del cambio climático con el fin de generar nuevas políticas de mitigación y adaptación.

El sistema copernicus proporciona datos de manera operacional y servicios de información sobre muchas áreas de aplicación, un ejemplo de los servicios operativos que este ofrece son: la monitorización del hielo marino del Ártico, la medición, temperatura, color y altura de la superficie del mar. En tierra, da detalles sobre la salud de la vegetación, la altura de los ríos y lagos, la magnitud de los incendios forestales, la detección de vertidos de petróleo o incluso, el seguimiento de la expansión urbana.

¿Cómo funciona?

Copernicus procesa y analiza los datos obtenidos de dos fuentes. La primera, datos procedentes del espacio por medio de los satélites y la segunda, datos por Tierra, Mar y Aire. Para ello, se usan sensores en los ríos, flotando en el océano, instalados en globos meteorológicos, barcos, etc. Esta información nos permite corroborar y validar los datos obtenidos por los satélites. Cabe resaltar que los datos que corresponden a los años y décadas anteriores se pueden consultar y comparar. Así, se garantiza un seguimiento y detección de cambios en las tendencias.

Para finalizar, hay que destacar que Copernicus pone a disposición de los ciudadanos, autoridades, responsables políticos, científicos, emprendedores y empresas, un “extenso mundo de información y conocimiento sobre nuestro planeta, de manera completa, abierta y gratuita”

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: