SU MAJESTAD LA SALCHIPAPA Y EL CAMBIO CLIMÁTICO

Esta semana me encontraba en clase de pregrado y como siempre, al entrar a hablar de cambio climático me encontré frente a un auditorio que no se conmovió con el hecho de que los problemas actuales, la contaminación y el calentamiento global afectarán directamente el precio y la calidad del güisqui, el vino y la cerveza (Desalmados).

Esta nueva generación, o quizá solo el grupo que hacía las veces de mi auditorio (extraños seres que parecen venir de otro planeta) planteó un reto a mi discurso: no les gusta el alcohol, no salen de parranda el fin de semana y sus planes son ir a ver Netflix con amigos (A verlo… en serio). ¿Cómo entonces dar cuenta de los impactos potenciales que tiene este escenario de cambio climático sobre las costumbres más básicas de su vida? Hasta que apareció la salchipapa.

Explicado de manera sencilla, la salchipapa es, como su nombre lo indica, una combinación de salchicha, papa y salsas (aunque estas últimas no sean parte del nombre). Es una comida rápida tradicional en Latinoamérica y dependiendo de su origen particular tendrá diferentes y profundas variaciones, partiendo desde la básica -y no vamos a juzgar a esa desabrida mezcla – combinación de solo tres ingredientes que se puede observar en algunos lugares del interior del país, hasta la salvajada (que además es su nombre característico) que preparan en la costa norte y que incluye en su versión más básica, no menos de 10 ingredientes sin contar las salsas.

En este punto cabe preguntarse: ¿el cambio climático afecta a la salchipapa de igual forma en que afecta al vino, al tequila, la cerveza, el güisqui, los cereales, los lacteos, las legumbres y en general los alimentos?

Ya les conté que los ingredientes básicos de la salchipapa son tres: Papa, Salchicha y Salsas.

Respecto a la papa, de acuerdo con el IDEAM[1], hay que destacar que su cultivo es altamente sensible a fenómenos de variabilidad climática como el niño, generando como consecuencias baja producción y aumento de los precios. Un trabajo de Edwin Rojas en la Universidad Nacional menciona también cómo el cultivo podría verse influenciado por la incidencia de plagas y enfermedades como efecto directo del cambio climático.

Los escenarios para la papa incluyen entonces una alta probabilidad de incremento de los precios, disminución de la producción y migración de cultivos a otras zonas con impactos ambientales desconocidos.

La salchicha, derivada de la carne (o eso creemos como un acto de fe y no nos saquen de la duda) por su parte es miembro de la familia de productos con mayor impacto potencial en la emisión de gases efecto invernadero, afectaciones de suelo y pérdida de bosques[2]. Aunque también es importante destacar que diversos estudios plantean que los sistemas ganaderos en Colombia han logrado importantes avances en la disminución de sus impactos negativos potenciales frente a las tendencias mundiales para este sector como lo resalta la misma FAO[3].

El Departamento nacional de planeación y el BID, en el año 2015 analizaron el efecto del cambio climático sobre el sector ganadero, encontrando un efecto negativo de este sobre la producción de carne y leche: en resumen, un incremento de los precios en las salchichas y el queso (aunque esta relación económica sería compleja de explicar o entender para mi).

La principal salsa de consumo en el país es la salsa de tomate y frente a este producto, frente al análisis de los efectos del cambio climático se plantean escenarios de riesgo de pérdida de recursos fitogenéticos[4], aumento de plagas[5] y bajo rendimiento y formación de flores[6]. En cualquier caso, las conclusiones son semejantes para los tres ingredientes de base.

Entonces ¿cuál es el impacto potencial del cambio climático sobre la salchipapa? Ya vimos que los escenarios de cambio climático plantean riesgos particulares en la productividad, la competitividad, la sostenibilidad y el precio en los sectores agrícola, pecuario y agroindustrial. El efecto principal con los escenarios actuales es la disminución de la producción (Menor disponibilidad de ingredientes), aumento de los precios (o menos tamaño de la porción de salvajada) y en casos extremos pérdida de ingredientes claves (Adiós a la salchipapa).


[1][1] http://www.ideam.gov.co/documents/21021/21138/Informe+Final_+Efectos+del+CC+en+el+rendimiento+de+cultivos+agr%C3%ADcolas.pdf/77713cce-eef6-4eb9-9ad6-02985c72b76b

[2] https://www.journalusco.edu.co/index.php/iregion/article/view/1212

[3] http://www.fao.org/in-action/agronoticias/detail/es/c/1127333/

[4] http://www.ceppia.com.co/Documentos-tematicos/CAMBIO-CLIMATICO/Adaptacion-Cambio-Climatico-Agricultura.pdf

[5] https://www.mineducacion.gov.co/cvn/1665/w3-article-305782.html

[6] http://www.scielo.org.co/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0123-42262012000100008

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: